Danilo Medina proclama inicio de “estado de bienestar” basado en educación, salud y servicio 9-1-1

Danilo proclamaHEREDIA, COSTA RICA. El presidente Danilo Medina afirmó ayer que la asignación del 4% del Producto Interno Bruto (PIB) a la educación, la puesta en marcha del Sistema Nacional de Atención a Emergencias y Seguridad 9-1-1, y la incorporación cada año de cientos de miles de personas al Seguro Familiar de Salud, son los inicios de un estado de bienestar en la República Dominicana, y las bases de la igualdad de oportunidades para todos.

“Además, hemos eliminado las cuotas por servicios, para atender a los pobres en forma gratuita en los hospitales públicos”, añadió en su discurso en la III Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), que se celebra desde ayer y concluye hoy en esta nación centroamericana.

“Esperar a que la riqueza se “derrame” no es suficiente. Sabemos que es imperativo llevar servicios públicos de calidad a todas las capas de la sociedad, darles educación, salud, y protección, para garantizar una base de igualdad de oportunidades y justicia social”, expresó.

Corrupción mina eficiencia

En su mensaje ante la CELAC, Medina sostuvo que la corrupción y las malas prácticas minan diariamente la eficiencia y la confianza de la ciudadanía en sus gobernantes, y dificultan la posibilidades de construir alianzas necesarias, entre el Estado y la sociedad, para construir modelos de desarrollo incluyentes que democraticen la prosperidad.

“Esa confianza en la institucionalidad pública es la base indispensable para lograr nuestras metas; pero sólo será posible, si abrimos las puertas al escrutinio público”, precisó.

El Presidente afirmó que la transparencia y la rendición de cuentas no son trabas para los gobernantes, sino que, por el contrario, son la garantía del buen gobierno y, por lo tanto, “una herramienta clave para nuestro trabajo”.

El gobernante sugirió a los gobiernos, dar el primer paso para renovar la esperanza de “nuestra gente, y para que nuestras sociedades, en toda la región, fortalezcan su fe en las instituciones”, para lo cual pueden contar con su firme voluntad para transitar ese camino.

Consideró que como está convencido que ningún otro foro reúne los intereses y valores comunes de nuestros pueblos, como la CELAC, ofreció a República Dominicana como sede para la Presidencia Pro-témpore del organismo en el 2016, por tener la convicción que desde allí el país pueda seguir contribuyendo a la integración de América Latina y el Caribe.

Visión latinoamericana común

Medina exhortó a sus pares latinoamericanos y caribeños a plantearse algunas prioridades comunes, que permitan dar respuestas a problemas que por su propia naturaleza trascienden las barreras nacionales, y que al mismo tiempo den a nuestra región una identidad propia. “Necesitamos una visión latinoamericana común. Una visión sobre cómo afrontar los retos de este siglo veintiuno y cómo hacer avanzar los intereses de nuestros pueblos”, enfatizó. Planteó que no basta con que la economía crezca, si los beneficios de la prosperidad no se traducen en mayor equidad y mejor calidad de vida para toda la ciudadanía.